Transicion energetica

5 tendencias de transición energética para Colombia en 2023

La transición energética es el proceso de cambio hacia una economía y una sociedad con un uso más sostenible y menos dependiente de los combustibles fósiles. Esto incluye la adopción de fuentes de energía limpias y renovables, como la solar, eólica y geotérmica, y la implementación de tecnologías más eficientes en el uso de la energía.

Su importancia radica en la necesidad de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero para combatir el cambio climático y proteger el medio ambiente.

Además, la transición energética puede tener beneficios económicos a largo plazo al diversificar la fuente de energía y reducir la dependencia de los combustibles fósiles, que son sujetos a la volatilidad del mercado.

Para 2023, Colombia requerirá hacer frente a estas 5 tendencias para continuar avanzando en la transformación o transición energética:

  1. Digitalización: para un consumo más inteligente y responsable. Lo digital permite conocer dónde, cómo, en qué momento, quién y con qué dispositivos se está consumiendo el servicio. A esto se añaden algoritmos de inteligencia artificial que permiten predecir consumos, daños o posibles fallas del flujo energético.
  2. Democratización: ahora más personas o empresas pueden producir y participar en el mercado energético. Esto puede incluir, por ejemplo, la instalación de paneles solares en hogares y edificios para producir energía renovable y el uso de sistemas de microgeneración para producir energía a pequeña escala.
  3. Descentralización: los usuarios ya empiezan a estar más involucrados en la toma de decisiones sobre su consumo energético, además pueden producir su propia energía y entregar sus excedentes a la red, de tal manera que los flujos pasan a estar descentralizados. Esto da una mayor dinámica al mercado y genera oportunidades de ahorro de dinero.
  4. Desregulación: actualmente, Colombia es de los países con uno de los sistemas energéticos más abiertos: la generación y la comercialización son de libre competencia. Cada vez más, se promueven reglas que fomentan la competencia hacia un libre mercado para beneficio de los usuarios.
  5. Descarbonización: disminuir los gases efecto invernadero es un desafío de largo aliento, por eso, algunos puntos para este año serán: generar un mayor impulso a fuentes de energía renovables: solar, eólica, hidroeléctrica, etc.; digitalizar la infraestructura de la red para optimizar consumos; fomentar la implementación de sistemas de almacenamiento de energía eficiente; e impulsar la electrificación del transporte, que actualmente se mueve principalmente con combustibles fósiles.

Fuente:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×